sábado, 24 de septiembre de 2022

Pola fiteira do meu castelo sitiado

Pola fiteira do meu castelo sitiado,
vejo unha cúpula coroada por unha cruz,
e tras ela un ceu de peneirado sol
enrellado de finos grises.
A distáncia emudece e serena
a terra que sob esa abóveda jaz,
e podo sentir a beleza e a dozura do mundo
desde a miña balbordante loita,
desde a miña fealdade aceda.
Sei que a verdade é que son un soldado,
defensor dunha torre que se esborralla,
e que arredor medran as picas
que erguerán con fúria a miña cabeza.

Secomasi, enxergo con frio desprezo o meu fado,
porque non me concerne,
e o meu corazón está na cruz que coroa a cúpula,
nas nubes que estrian o ceu,
na falsa paz que de longe me ven
como un bafo de ardente dita;
e aguardo indiferente unha norte que non é a miña,
mentres o paxaro da miña ollada voa ceibo
sobre o terno verdor da terra que non calcarei máis.

Ricardo Carballo Calero: Futuro condicional (1961-1980) (1982)

Versións:

Xan Cassavella e Beatriz Varela: Nom sei se matei*; Musicando Carvalho Calero** (VVAA); 2020; Pista 73



*[A versión musical de Xan Cassavella e Beatriz Varela está seguida e alterna co poema Non sei, da obra de Ricardo Carballo Calero: Futuro condicional, do ano 1982.]
**[Concurso musical organizado pola AGAL (Associaçom Galega da Língua) en colaboración coa CRTVG e a Consellería de Cultura da Xunta de Galicia, para conmemorar o ano das Letras Galegas 2020, adicado a Ricardo Carballo Calero.]

domingo, 18 de septiembre de 2022

Soneto de la dulce queja

Tengo miedo a perder la maravilla
de tus ojos de estatua y el acento
que me pone de noche en la mejilla
la solitaria rosa de tu aliento.

Tengo pena de ser en esta orilla
tronco sin ramas, y lo que más siento
es no tener la flor, pulpa o arcilla,
para el gusano de mi sufrimiento.

Si tú eres el tesoro oculto mío,
si eres mi cruz y mi dolor mojado,
si soy el perro de tu señorío.

No me dejes perder lo que he ganado
y decora las aguas de tu río
con hojas de mi Otoño enajenado.

Federico García Lorca: Sonetos del amor oscuro (1936)

Versións:

Amancio Prada: Soneto de la dulce queja; Sonetos del amor oscuro; 1986; Cara B, Corte 4




José Mª Vitier e Martirio: Tengo miedo a perder la maravilla; Canciones del buen amor (VVAA); 2002; Pista 2




Amancio Prada: Soneto de la dulce queja; Sonetos y canciones de Federico García Lorca; 2004; Pista 10

(Reedición da verión do disco Sonetos del amor oscuro, do ano 1986.)


Vicente Monera: Soneto de la dulce queja; www.musicaypoemas.com*; 2008;




José Mª Vitier e Martirio: Tengo miedo a perder la maravilla; El aire que te rodea; 2011; Pista 12

(Reedición da versión do disco Canciones del buen amor, do ano 2002.)


Pablo Milanés e José Mª Vitier: Tengo miedo a perder la maravilla; Canción de otoño; 2014; Pista 3



*[Vicente Monera eliminou da súa canle de Youtube todos os videos que contiñan as súas versións musicais de poemas. Estes videos orixinalmente aloxados na web www.musicaypoemas.com, tampouco se poden visualizar, compartir e/ou descargar nela, xa que a páxina está pechada e non aparece nos buscadores de internet. Para encher este valeiro engadimos un audio .mp3 coa versión musical deste poema, realizada por este intérprete e publicada na rede no ano 2008.]

viernes, 16 de septiembre de 2022

Poemas ausentes

                        1
    Todo será camino, el silencio y la estrella,
el perfume y la rosa…
todo habrá de llevarme insospechadamente
al cielo que cobija la sombra de tus manos.


    ¡No me toquéis! Dejad que mi frente persiga
el rastro del follaje en la proa del viento
o el surco luminoso que la tarde abandona

sobre el párpado insomne del horizonte gris.

    Fuga honda y secreta que apoya en lo visible
la audacia ilimitada, sin ruta, de su vuelo.
¡No trates de encontrarme por sendas conocidas!
¡Voy a ti desde todo!
¿No sientes que la brisa reclina mi tristeza
sobre tu corazón?

Ernestina de Champourcín: La voz en el viento (1929)

Versións:

Anabantha: Poemas ausentes (Tributo a Ernestina Champourcín); Resucitando el olvido… Tributo a poetas muertos; 2013; Pista 3

sábado, 20 de agosto de 2022

Soneto de la carta

Amor de mis entrañas, viva muerte,
en vano espero tu palabra escrita
y pienso, con la flor que se marchita,
que si vivo sin mí quiero perderte.

El aire es inmortal, la piedra inerte
ni conoce la sombra ni la evita.
Corazón interior no necesita
la miel helada que la luna vierte.

Pero yo te sufrí, rasgué mis venas,
tigre y paloma sobre tu cintura
en duelo de mordiscos y azucenas.

Llena, pues, de palabras mi locura
o déjame vivir en mi serena
noche del alma para siempre oscura.

Federico García Lorca: Sonetos del amor oscuro (1936) (1981)

Versións:

Amancio Prada: Soneto de la carta; Sonetos del amor oscuro; 1986; Pista 5




Amancio Prada: Soneto de la carta; Sonetos y canciones de Federico García Lorca; 2004; Pista 4

(Reedición da versión do disco Sonetos del amor oscuro, do ano 1986.)

jueves, 18 de agosto de 2022

Pinta a un doctor en medicina que se quería casar. Romance satírico

Pues me hacéis casamentero,
Ángela de Mondragón,
escuchad de vuestro esposo
las grandezas y el valor.

Él es un Médico honrado,
por la gracia del Señor,
que tiene muy buenas letras
en el cambio y el bolsón.

Quien os lo pintó cobarde
no lo conoce, y mintió,
que ha muerto más hombres vivos
que mató el Cid Campeador.

En entrando en una casa
tiene tal reputación,
que luego dicen los niños:
«Dios perdone al que murió.»

Y con ser todos mortales
los Médicos, pienso yo
que son todos veniales
comparados al Dotor.

Al caminante en los pueblos
se le pide información,
temiéndole más que a la peste
de si le conoce, o no.

De Médicos semejantes
hace el Rey nuestro Señor
bombardas a sus castillos,
mosquetes a su escuadrón.

Si a alguno cura, y no muere,
piensa que resucitó,
y por milagro le ofrece
la mortaja y el cordón.

Si acaso estando en su casa
oye dar algún clamor,
tomando papel y tinta
escribe: Ante mí pasó.

No se le ha muerto ninguno
de los que cura hasta hoy,
porque antes que se mueran
los mata sin confesión.

De envidia de los verdugos
maldice el Corregidor,
que sobre los ahorcados
no le quiere dar pensión.

Piensan que es la muerte algunos;
otros, viendo su rigor,
le llaman el día del juicio,
pues es total perdición.

No come por engordar,
ni por el dulce sabor,
sino por matar el hambre,
que es matar su inclinación.

Por matar mata las luces,
y si no le alumbra el sol,
como murciélago vive
a la sombra de un rincón.

Su mula, aunque no está muerta,
no penséis que se escapó,
que está matada de suerte
que le viene a ser peor.

Él, que se ve tan famoso
y en tan buena situación,
atento a vuestra belleza,
se ha enamorado de vos.

No pide le deis más dote
de ver que matéis de amor,
que en matando de algún modo
para en uno sois los dos.

Casaos con él, y jamás
viuda tendréis pasión,
que nunca la misma muerte
se oyó decir que murió.

Si lo hacéis, a Dios le ruego
que os gocéis con bendición;
pero si no, que nos libre
de conocer al Dotor.

Francisco de Quevedo: Las tres musas últimas castellanas (1670)

Versións:

Paco Ibáñez: Romance satírico; Paco Ibáñez 2; 1967; Lado B, Corte 4

martes, 16 de agosto de 2022

Soneto

Si para recobrar lo recobrado
debí perder primero lo perdido,
si para conseguir lo conseguido
tuve que soportar lo soportado,

si para estar ahora enamorado
fue menester haber estado herido,
tengo por bien sufrido lo sufrido,
tengo por bien llorado lo llorado.

Porque después de todo he comprobado
que no se goza bien de lo gozado
sino después de haberlo padecido.

Porque después de todo he comprendido
por lo que el árbol tiene de florido
vive de lo que tiene sepultado.

Francisco Luis Bernárdez: Cielo de tierra (1937)

Versións:

Mirta Karp e Sergio Aschero: Soneto; Poecanto; 2010;

lunes, 15 de agosto de 2022

Pídeme el huerto y los palacios

        Pídeme el huerto y los palacios
Que habita el hada en oriental región,
        Las ingentes riquezas
        Que el gnomo atesoró.

        Pídeme el manto de celajes
Que el día tiende al suspirar su adiós,
        La borëal aurora
        Del frío Septentrión.

        Pídeme lunas y luceros,
Flamígeros cometas de pavor,
        Desconocidos mundos
        En vaga formación.

        Pídeme nieve en el Verano,
En el Invierno luces y calor,
        El agua en el desierto,
        A medianoche el Sol.

        Pídeme antojos y caprichos,
Lo que no acierte a descifrar la voz,
        Los sueños y visiones
        De insensata razón.

        Pídeme absurdos y quimeras;
Mas no me pidas olvidar tu amor:
        Todo lo puedo, todo;
        Pero olvidarte, nó.

Manuel González Prada: Minúsculas (1901)

Versións:

Juan Luis Dammert e Jessica Ballón: Pídeme el huerto; El cancionero de los poetas (VVAA); 1994; Pista 4

domingo, 14 de agosto de 2022

Soneto

                                              Para el Sr. D. Ramón del Valle-Inclán

Este gran Don Ramón de las barbas de chivo,
cuya sonrisa es la flor de su figura,
parece un viejo dios altanero y esquivo
que se animase en la frialdad de su escultura.

El cobre de sus ojos por instantes fulgura
y da una llama roja tras un ramo de olivo.
Tengo la sensación de que siento y que vivo
a su lado una vida más intensa y más dura.

Este gran don Ramón del Valle-Inclán me inquieta,
y a través del zodíaco de mis versos actuales
se me esfuma en radiosas visiones de poeta,

o se me rompe en un frasco de cristales.
Yo le he visto arrancarse del pecho la saeta
que le lanzan los siete pecados capitales.

Rubén Darío: El canto errante (1907)

Versións:

Cecilia: Soneto a Valle; Diálogos…, Vol.3; 2013; Pista 1

jueves, 11 de agosto de 2022

Pé do ninho dos anjos umha pena

Pé do ninho dos anjos umha pena
achei, perdida num bater de asas.
Prendim-na no meu peito com um broche,
e ando com esse enfeite pola terra.


As gentes que me vem olham-me crendo
que familiar de céu som. Algo como
sacristam de um convento de querubes
ou potestades.


Criatura som de lama. A minha fronte
nunca a abóbada azul quebrou. No entanto,

do Edem na vertical um dia estivem.
Tal é a graça.

Outros de umha fivela nom disponhem
para prender no peito um dom divino.
Ourives fum. Nom todos som ourives.
Muitos penas acharom. Se nom sabem
o broche fabricar, leva-as o vento.

Ricardo Carballo Calero: Reticências (1986-1989) (1990)

Versións:

Dalama: Da Lama; Musicando Carvalho Calero (VVAA)*; 2020; Pista 52



*[Concurso musical organizado pola AGAL (Associaçom Galega da Língua) en colaboración coa CRTVG e a Consellería de Cultura da Xunta de Galicia, para conmemorar o ano das Letras Galegas 2020, adicado a Ricardo Carballo Calero.]

sábado, 30 de julio de 2022

Soneto

Cerca de ti, ¿por qué tan lejos verte?
¿Por qué noche decir, si es mediodía?
Si arde mi piel, ¿por qué la tuya es fría?
si digo vida yo, ¿por qué tú muerte?

Ay, ¿por qué este tenerte sin tenerte?
Este llanto ¿por qué, no la alegría?
¿Por qué de mi camino te desvía
quién me vence tal vez sin ser más fuerte?

Silencio. Nadie a mi dolor responde.
Tus labios callan y tu voz se esconde.
¿A quién decir lo que mi pecho siente?

A ti, François Villón, poeta triste,
lejana sombra que también supiste
lo que es morir de sed junto a la fuente.

Nicolás Guillén: Poemas de amor (1964)

Versións:

Ana Belén: Soneto; La paloma de vuelo popular; 1976; LP1, Lado 2, Corte 3




Amaury Pérez: Soneto; A pesar del otoño, creceremos; 1979; Pista 6




Amaury Pérez: Soneto; No lo van a impedir. Col. La Nueva Trova Cubana; 1979; Cara A, Corte 5

(Reedición da versión do disco A pesar del otoño creceremos, do ano 1979.)


Carlos Díaz Caíto: Soneto; Ay amor (& Adriana Landero); 1998; Pista 6




Amaury Pérez: Soneto; Muy personal. 30 años de canciones; 2001; CD1, Pista 5

(Reedición da versión do disco A pesar del otoño creceremos, do ano 1979.)


La Comarca: Soneto; La Comarca; 2002; Pista 1




Carlos Díaz Caíto: Soneto; Y el amor; 2004; Pista 19

(Reedición da versión do disco Ay amor, do ano 1998.)


Miriela Moreno: Soneto; Ellas cantan boleros (VVAA); 2011; Pista 6




José Ferrer: Soneto; Poemas de Guillén; 2015; Pista 2




Liuba María Hevia: Soneto; Amaury Pérez & Cia. Aguas revisitadas (1979-2007); 2015; Pista 5

viernes, 22 de julio de 2022

Para duas unidades

Para duas unidades
hai
máis de mil posicións.


Gozade a vosa dita,
amantes,
baixo a forma que veña.


No miriagrama do corazón
hai infinitos latejos.


A vosa sintonía
nen é cousa de método.


Tal como caen os dados sobre o feltro,
asi vós sobre o terreno de jogo.


A man
que abala o cobillete,
concede-se a sorpresa do azar.


Cadaquén, cadanseu.
Deste jeito ou destoutro.
Jogar às catro esquinas,
non exige programa.


Risos, bágoas, caricias ou liortas.
É respeitábel todo.

O código é singelo e imanente.
Non hai nel transgresión.


Podede-vos sumar, restar, multiplicar
ou dividir.
Sumandos, minuendo e sustraendo,
factores, dividendo e divisor.


A ecuación do amor é indeterminada,
e ten
infinitas solucións para a sua incógnita.


Non se sujeita a normas estilísticas
o número dual.


Ricardo Carballo Calero: Futuro condicional (1961-1980) (1982)

Versións:

Electroplasma: Venusberg; Musicando Carvalho Calero (VVAA)*; 2020; Pista 44



*[Concurso musical organizado pola AGAL (Associaçom Galega da Língua) en colaboración coa CRTVG e a Consellería de Cultura da Xunta de Galicia, para conmemorar o ano das Letras Galegas 2020, adicado a Ricardo Carballo Calero.]

miércoles, 20 de julio de 2022

Sonatina

La princesa está triste... ¿Qué tendrá la princesa?
Los suspiros se escapan de su boca de fresa,
que ha perdido la risa, que ha perdido el color.
La princesa está pálida en su silla de oro,
está mudo el teclado de su clave sonoro,
y en un vaso, olvidada, se desmaya una flor.
           
   
El jardín puebla el triunfo de los pavos reales.
Parlanchina, la dueña dice cosas banales,
y vestido de rojo piruetea el bufón.
La princesa no ríe, la princesa no siente;
la princesa persigue por el cielo de Oriente
la libélula vaga de una vaga ilusión.
           
   
¿Piensa, acaso, en el príncipe de Golconda o de China,
o en el que ha detenido su carroza argentina
para ver de sus ojos la dulzura de luz?
¿O en el rey de las islas de las rosas fragantes,
o en el que es soberano de los claros diamantes,
o en el dueño orgulloso de las perlas de Ormuz?
           
   
¡Ay!, la pobre princesa de la boca de rosa
quiere ser golondrina, quiere ser mariposa,
tener alas ligeras, bajo el cielo volar;
ir al sol por la escala luminosa de un rayo,
saludar a los lirios con los versos de mayo
o perderse en el viento sobre el trueno del mar.
           
   
Ya no quiere el palacio, ni la rueca de plata,
ni el halcón encantado, ni el bufón escarlata,
ni los cisnes unánimes en el lago de azur.
Y están tristes las flores por la flor de la corte,
los jazmines de Oriente, los nelumbos del Norte,
de Occidente las dalias y las rosas del Sur.
           
   
¡Pobrecita princesa de los ojos azules!
Está presa en sus oros, está presa en sus tules,
en la jaula de mármol del palacio real;
el palacio soberbio que vigilan los guardas,
que custodian cien negros con sus cien alabardas,
un lebrel que no duerme y un dragón colosal.
           
   
¡Oh, quién fuera hipsipila que dejó la crisálida!
(La princesa está triste, la princesa está pálida)
¡Oh visión adorada de oro, rosa y marfil!
¡Quién volara a la tierra donde un príncipe existe,
—la princesa está pálida, la princesa está triste—,
más brillante que el alba, más hermoso que abril!
           
   
—«Calla, calla, princesa —dice el hada madrina—;
en caballo, con alas, hacia acá se encamina,
en el cinto la espada y en la mano el azor,
el feliz caballero que te adora sin verte,
y que llega de lejos, vencedor de la Muerte,
a encenderte los labios con un beso de amor».
           

Rubén Darío: Prosas profanas y otros poemas (1896)

Versións:

Héctor Numa Moraes: Sonatina; No volverá el pasado. Numa Moraes canta a Nicaragua; 1982; Lado 2, Corte 2




Juan Luis Dammert e Patricia Saravia: Sonatina; Darío nuestro. Rubén Darío en ritmos peruanos (VVAA); 2016; Pista 1

sábado, 16 de julio de 2022

Overo azulejo

Tengo un overo azulejo
que es maravilla de pingo,
cuando lo ensillo el domingo
relumbra como un espejo.
Y si la rienda le dejo
suelta, comienza a escarciar
y se pone a testeriar
como pa’ que lo recoja
mientras mueve la coscoja
como queriendo jugar.

Si lo busco de seguro
encuentro siempre caballo,
en el pique es como un rayo
pa’ salvar un trance duro.
Y si alguna vez lo apuro
tocándolo con la espuela
entonces no corre… vuela
tendiéndose a lo avestruz
como si fuera una luz
que va dejando su estela.

Cómo se alegra mi overo
cuando al trote en el camino
vamos con fijo destino
buscando lo que más quiero.
Hace lucir el apero
con marcada ostentación
ya se afirma en el garrón,
ya se atraviesa en el trecho
porque lleva dentro ‘el pecho
retozando el corazón.

Pero cuando se estremece
de criollo toda su fibra
cuando todo su ser vibra
como un ala que se mece.
Cuando se rejuvenece
como por magia divina,
cuando sus ansias culmina
movidas por sabia nueva,
es cuando orgulloso lleva
sobre sus ancas mi china.

Tabaré Regules: Mate amargo: versos criollos (1956)

Versións:

Amalia de la Vega: Overo azulejo; Manos ásperas; 1978; Lado A, Corte 3

jueves, 30 de junio de 2022

Sol de invierno

    Es mediodía. Un parque.
Invierno. Blancas sendas;
simétricos montículos
y ramas esqueléticas.
    Bajo el invernadero,
naranjos en maceta,
y en su tonel, pintado
de verde, la palmera.
    Un viejecillo dice,
para su capa vieja:
«¡El sol, esta hermosura
del sol!...» Los niños juegan.
    El agua de la fuente
resbala, corre y sueña
lamiendo, casi muda,
la verdinosa piedra.

Antonio Machado: Varia. Soledades. Galerías. Otros poemas. Poesías completas (1917)

Versións:

Vicente Monera: Sol de invierno; www.musicaypoemas.com; 2008;



*[Vicente Monera eliminou da súa canle de Youtube todos os videos que contiñan as súas versións musicais de poemas. Estes videos orixinalmente aloxados na web www.musicaypoemas.com, tampouco se poden visualizar, compartir e/ou descargar nela, xa que a páxina está pechada e non aparece nos buscadores de internet. Para encher este valeiro engadimos un audio .mp3 coa versión musical deste poema, realizada por este intérprete e publicada na rede no ano 2008.]

¿Onde está o verso? ¿Onde está a prosa?

¿Onde está o verso? ¿Onde está a prosa?
¿Onde está o home? ¿Onde a muller?
¿Onde está a arte? ¿Onde a política?
¿Onde está o mal? ¿Onde está o ben?

¿Onde está o novo? ¿Onde está o vello?
¿Onde está a injúria? ¿Onde está a lei?
¿Onde está o amor? ¿Onde está o desejo?
¿Onde está o mal? ¿Onde está o ben?


¿Onde está a direita? ¿Onde a esquerda?
¿Onde o fastio? ¿Onde o pracer?
¿Onde a verdade? ¿Onde a mentira?
¿Onde está o mal? ¿Onde está o ben?

¿Onde está a paz? ¿Onde está a guerra?
¿Onde está o demo? ¿Onde está o deus?
¿Onde está o ceibe? ¿Onde está o escravo?
¿Onde está o mal? ¿Onde está o ben?

¿Onde está o negro? ¿Onde está o branco?
¿Onde o traballo? ¿Onde o lecer?
¿Onde está a morte? ¿Onde está a vida?
¿Onde está o mal? ¿Onde está o ben?

Ricardo Carballo Calero: Futuro condicional (1961-1980) (1982)

Versións:

Moito!*: Demo Deus; Musicando Carvalho Calero** (VVAA); 2020; Pista 19




Orballo: Onde está o verso; Musicando Carvalho Calero** (VVAA); 2020; Pista 76



*[Finalista do concurso Musicando Carvalho Calero 2020.]
**[Concurso musical organizado pola AGAL (Associaçom Galega da Língua) en colaboración coa CRTVG e a Consellería de Cultura da Xunta de Galicia, para conmemorar o ano das Letras Galegas 2020, adicado a Ricardo Carballo Calero.]

martes, 28 de junio de 2022

Sonaba el reloj la una

    Sonaba el reloj la una
dentro de mi cuarto. Era
triste la noche. La luna,
reluciente calavera,

    ya del cenit declinando,
iba del ciprés del huerto
fríamente iluminando
el alto ramaje yerto.

    Por la entreabierta ventana
llegaban a mis oídos
metálicos alaridos
de una música lejana.

    Una música tristona,
una mazurca olvidada,
entre inocente y burlona,
mal tañida y mal soplada.

    Y yo sentí el estupor
del alma cuando bosteza
el corazón, la cabeza,
y... morirse es lo mejor.

Antonio Machado: Soledades. Galerías. Otros poemas (1907)

Versións:

Vicente Monera: Sonaba el reloj la una; www.musicaypoemas.com*; 2011;



*[Vicente Monera eliminou da súa canle de Youtube todos os videos que contiñan as súas versións musicais de poemas. Estes videos orixinalmente aloxados na web www.musicaypoemas.com, tampouco se poden visualizar, compartir e/ou descargar nela, xa que a páxina está pechada e non aparece nos buscadores de internet. Para encher este valeiro engadimos un audio .mp3 coa versión musical deste poema, realizada por este intérprete e publicada na rede no ano 2011.]

Domingo Ferreiro

Toca la gaita Domingo Ferreiro
toca la gaita... «¡Non queiro, non queiro!»
Porque están llenas de sangre las rías,
porque no quiero, no quiero, no quiero.

Ya se secaron los ramos floridos
que ella traía en la falda del viento,
que ella traía a su novio soldado
o pescador, labrador, marinero.

Sobre Galicia ha caído la peste,
ay, los oscuros sargentos vinieron.
Están colgando en los pinos los hombres,
toca la gaita, no quiero, no quiero.

Nuestros hermanos que están allá abajo
pronto vendrán a vengar a los muertos,
pronto vendrán en mitad del verano,
pronto vendrán en mitad del invierno.

El que no ha muerto andará por el monte
y en las aldeas cayeron los buenos.
Ay, que no vayan los lobos al monte,
toca la gaita, no quiero, no quiero.

Ya llegarán las valientes milicias
para acabar con la hez del desierto.
Ya llegarán en mitad de la Historia,
ya llegarán en mitad de los tiempos.

Toca la gaita... ¡que baile el obispo!
Toca la gaita, no quiero, no quiero.
Porque no es hora de fiesta en España,
porque no quiero, no quiero, no quiero.

Ya llegarán los soldados leales
para acabar con los pájaros negros,
ya llegarán en mitad de la Biblia,
ya llegarán en mitad de los muertos.

Toca la gaita. ¡Que baile la víbora!
Toca la gaita, no quiero, no quiero.
Porque la gaita no quiere que toque.
Porque se ha muerto Domingo Ferreiro.

Raúl González Tuñón: Cancionero de la Guerra Civil española* (1937)

Versións:

Juan José de Mello e Pablo Estramín: Domingo Ferreiro; Cantacaminos; 1981; Lado 1, Corte 5




Raúl González Tuñón: Domingo Ferreiro; Raúl González Tuñón por él mismo. Un libro sonoro; 2000; Pista 27




Luar na Lubre e Lila Downs: Domingo Ferreiro; Saudade; 2005; Pista 5




Ignacio Copani: Monólogo “Domingo Ferreiro”; Llevo en mis oídos; 2014; Pista 9



*[VVAA: Cancionero de la Guerra Civil española; selección y prólogo de Ildefonso Pereda Valdés; Publicación del Comité Pro-Defensa de la República Española; Claudio García & Cia. Editores; Montevideo, 1937.]

viernes, 24 de junio de 2022

Se somos como somos, por que pujo

Se somos como somos, por que pujo
quem a pujo esta arela
de sermos de outro jeito
no nosso coraçom?

Seríamos felizes conformándo-nos
com sermos como somos, ignorando
que de outro jeito poderia ser.

Ou bem é que nom somos como somos,
más como quereríamos
ser, porque o ser nom é
o que se é, mas o que se deseja
ser, e a felicidade
é resignada morte, e é a vida
a desgraça de querer ser outrém?

Renunciando assi à felicidade
e a sermos como somos,
e assumindo a desdita
de querer sermos de outro jeito, somos
talvez o que realmente
somos ao sermos um desejo puro
de outros querermos ser.


Porque talvez o sermos nom é sermos,
senom nom querer sermos como somos,
e aquilo que nom somos querer ser.

Ricardo Carballo Calero: Reticências (1986-1989) (1990)

Versións:

Tomé Mouriño: Somos como somos; Musicando Carvalho Calero* (VVAA); 2020; Pista 53



*[Concurso musical organizado pola AGAL (Associaçom Galega da Língua) en colaboración coa CRTVG e a Consellería de Cultura da Xunta de Galicia, para conmemorar o ano das Letras Galegas 2020, adicado a Ricardo Carballo Calero.]

jueves, 23 de junio de 2022

Cuando te llamo

          36
                        (El ángel)
Cuando te llamo,
no vienes.
Cuando me llamas,
no voy.

Para que a nuestro
encuentro vaya, solo,
el amor.

Fina García Marruz: Pequeñas canciones. Visitaciones (1970)

Versións:

José Mª Vitier e Martirio: Sólo el amor; El aire que te rodea; 2011; Pista 13




José Mª Vitier e Liuba María Hevia: Sólo el amor; Se dice cubano; 2013; Pista 11




Pablo Milanés e José Mª Vitier: Solo el amor; Canción de otoño; 2014; Pista 9

martes, 21 de junio de 2022

Son número 6

Yoruba soy, lloro en yoruba
lucumí.
Como soy un yoruba de Cuba,
quiero que hasta Cuba suba mi llanto yoruba,
que suba el alegre llanto yoruba
que sale de mí.

Yoruba soy,
cantando voy,
llorando estoy,
y cuando no soy yoruba,
soy congo, mandinga, carabalí.
Atiendan, amigos, mi son, que empieza así:

                          Adivinanza
                          de la esperanza:
                          lo mío es tuyo,
                          lo tuyo es mío;
                          toda la sangre
                          formando un río.

La ceiba ceiba con su penacho;
el padre padre con su muchacho;
la jicotea en su carapacho.
¡Que rompa el son caliente,
y que lo baile la gente,
pecho con pecho,
vaso con vaso
y agua con agua con aguardiente!

Yoruba soy, soy lucumí,
mandinga, congo, carabalí.
Atiendan, amigos, mi son, que sigue así:

Estamos juntos desde muy lejos,
jóvenes, viejos,
negros y blancos, todo mezclado;
uno mandando y otro mandado,
todo mezclado;
San Berenito y otro mandado,
todo mezclado;
negros y blancos desde muy lejos,
todo mezclado;
Santa María y uno mandado,
todo mezclado;
todo mezclado, Santa María,
San Berenito, todo mezclado,
todo mezclado, San Berenito,
San Berenito, Santa María,
Santa María, San Berenito,
¡todo mezclado!

Yoruba soy, soy lucumí,
mandinga, congo, carabalí.
Atiendan, amigos, mi son, que acaba así:

              Salga el mulato,
              suelte el zapato,
              díganle al blanco que no se va…
              De aquí no hay nadie que se separe;
              mire y no pare,
              oiga y no pare,
              beba y no pare,
              coma y no pare,
              viva y no pare,
              ¡qué el son de todos no va a parar!

Nicolás Guillén: El son entero (1947)

Versións:

Ana Belén: Son número 6; La paloma de vuelo popular; 1976; LP1, Lado B, Corte 2

Ollas, meu ben, as cañas dos Ancares

Ollas, meu ben, as cañas dos Ancares.
Ainda o outono é rapaz e ja branquea.
Maio nevou: carazo en vez de rosas
a primavera.

Ainda non ben con doce beizo o Miño
agarimou os flores da ribeira
—seródios froitos dun tardeiro vrao—,
gios ja as queiman.

Bate o nordés Fingoi. Acobillada
à lapa do fogar tabula a nena.
Non coides, porque a mágoa onte se fose,
que hoje non veña.

Ricardo Carballo Calero: Aneis de água. Salterio de Fingoi (1961)

Versións:

Ópio do polvo: A primavera; Musicando Carvalho Calero* (VVAA); 2020; Pista 59



*[Concurso musical organizado pola AGAL (Associaçom Galega da Língua) en colaboración coa CRTVG e a Consellería de Cultura da Xunta de Galicia, para conmemorar o ano das Letras Galegas 2020, adicado a Ricardo Carballo Calero.]

martes, 14 de junio de 2022

Son más en una mazorca

Son más en una mazorca
de maíz los prietos granos
que Fidel Castro y sus hombres
cuando del Granma bajaron.
El mar revuelto los mira
partir con violento paso,
dura la luz de los rostros
severos, aún no barbados,
mariposas en la frente,
la ciénaga en los zapatos.
La muerte los vigilaba
vestida como soldado,
amarillo el uniforme,
y el fusil americano.
Heridos unos cayeron,
otros sin vida quedaron,
y los menos, pocos más
que los dedos de las manos,
con esperanza y fatiga
hacia la gloria marcharon.
En los despiertos caminos
voces saludan y cantos,
puños se alzan y amapolas,
soles brillan y disparos.
A la Sierra van primero
por el corazón llevados;
junto a los claros sinsontes,
de pie en el pico más alto,
ya en su cuartel general,
así dice Fidel Castro:
De esta sierra bajaremos,
mar de rifles será el llano.

Nicolás Guillén: Tengo (1964)

Versións:

Ana Belén: Son más en una mazorca; La paloma de vuelo popular; 1976; LP 2, Lado 1, Corte 3

jueves, 9 de junio de 2022

O peso da soledade

O peso da soledade
non é pra todas as costas.

Baixo unha luz cenital,
o home é un fito senlleiro,
un ún que se non projecta,
Atlas que o ceo sostén.

Deixa, pois, aos que a han mester,
esa droga vitamínica,
o amor, a ilusión, a espranza,
inda que seja unha sombra.

Unha sombra é algo.
Unha sombra acompaña.
Só os mortos non teñen sombra.
Porque ja non lles dá o sol,
ou porque están no seu centro.

Ricardo Carballo Calero: Futuro condicional (1961-1980) (1982)

Versións:

Os Carunchos: O peso da soledade; Musicando Carvalho Calero* (VVAA); 2020; Pista 16



*[Concurso musical organizado pola AGAL (Associaçom Galega da Língua) en colaboración coa CRTVG e a Consellería de Cultura da Xunta de Galicia, para conmemorar o ano das Letras Galegas 2020, adicado a Ricardo Carballo Calero.]